Tumban primera megamansión ‘estrato seis’ en cerros de Bogotá

Share Button

La demolición, ejecutada por la CAR, busca recuperar la reserva forestal en el sector Bagazal, donde se levantó la millonaria construcción de forma ilegal.

Luego de un largo proceso de tres años, la Corporación Autónoma de Cundinamarca (CAR) inició este miércoles el derribamiento total del predio Bambú, construido en un área protegida de la ciudad, informó CM&.

Se trata de la primera de las seis mansiones que serán demolidas por haber sido levantadas, sin los debidos permisos, en zona de reserva forestal protectora bosque oriental de Bogotá, añadió el noticiero.

El derrumbamiento, ordenado en el año 2016, por fin se hace efectivo luego de que la constructora Kaysser CK S.A.S., dueña del proyecto, lo dilatara mediante siete recursos, precisó el medio.

“Surtido el debido proceso y ante la negativa de los privados para cumplir la orden de la autoridad ambiental, la CAR apropió recursos por 600 millones de pesos para tumbar la construcción”, enfatizó CM&.

El director de la CAR, Néstor Franco, afirmó en Noticias Caracol que, mientras la constructora agotó todas las instancias jurídicas posibles para evitar el derribamiento, su entidad demostró ante las autoridades que “no había otra decisión posible” diferente a la de tumbar la megamansión.

“Confiamos que con esta demolición se mande un mensaje muy claro a todos aquellos que perseveran en pretender construir en zonas protegidas para que sepan que, en todo caso, la autoridad ambiental tiene la facultad de demoler tal como lo estamos haciendo hoy”, señaló el funcionario a dicho informativo este miércoles, sobre las 7 de la mañana, cuando se inició el operativo.

Además de la millonaria pérdida que implica para los constructores la demolición de la estructura de 14.400 metros cuadrados, estos deberán pagar una multa de 460 millones de pesos por infringir la norma y cumplir con la compensación ambiental del terreno que fue talado para construir la gigantesca casa, indicó el diario El Tiempo.

De acuerdo con la CAR, pese a que la construcción “fue sancionada con orden de demolición en el año 2016, no fue cumplida por el propietario, por lo que la autoridad ambiental tuvo que apropiar una reserva presupuestal para asumir el proceso de demolición, previo a garantizar el debido proceso y el derecho a la defensa de los infractores”.

La entidad además destacó que “esta es la primera experiencia de la autoridad ambiental en demoliciones en área protegida”.

La primera de muchas

Además de la vivienda en cuestión, existen otras cinco en proceso, dos de ellas con orden para ser tumbadas. Así como Bambú, una mansión en un predio conocido como Monterodro tiene sus días contados, anotó Noticias Caracol.

De acuerdo con la CAR, en este último caso se ordenó también una multa que supera los 470 millones de pesos. Tanto la sanción como la orden de demolición fueron impuestas el pasado mes de diciembre de 2018 por la CAR y el proceso se encuentra en estudio del recurso de reposición interpuesto por los propietarios.

Share Button
Loading...

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *