Pescaron a mujer aplicándose tintura capilar en pleno Transmilenio

Share Button

Una inusual escena protagonizó una mujer que, con sus respectivos guantes, se aplicó tratamiento para el cabello en pleno articulado.

En el video se observa a la señora que, sin ningún impedimento ni timidez, desarrolla su sesión de belleza en TransMilenio.

El material audiovisual, que fue compartido a través de las redes sociales, ya cuenta con más de 300 mil reproducciones y comentarios criticando a la mujer.

Él: "Por favor anónimo. Aquí casual aplicandome la tintura en el M51"NO SEAMOS HIJUEPUTAS. Ahora Trasmilenio también es sala de belleza.-Mclovin

Posted by Confesiones Transmilenio on Sunday, March 4, 2018

Cabe recordar que en el sistema integrado de transporte se han registrado comportamientos que llaman la atención de la ciudadanía.

Por ejemplo, hace unos meses, el noticiero del canal City TV, City Noticias, expuso el caso de un conductor de un bus articulado de TransMilenio que manipulaba en repetidas ocasiones su teléfono celular mientras manejaba.

Óscar Avendaño, usuario del sistema de transporte masivo, se dio cuenta de la situación debido a fuertes movimientos al interior del bus durante su recorrido por la capital del país.

El usuario denunció que el chófer del bus de TransMilenio “iba chateando y manipulando su celular, situación bastante preocupante, por lo que tomé la decisión de grabarlo” mientras lo hacía.

Es tal el descaro del funcionario que las imágenes divulgadas por el noticiero muestran cómo el conductor se tomó varias fotografías con el celular mientras el bus articulado se encontraba en movimiento.

En otra ocasión una mujer sentó a un perro en la silla del bus y se negó a ceder el puesto a una señora de 55 años.

La dueña del animal argumentó que no le dio el puesto porque había pagado el pasaje de su mascota.

“Había una señora de 55 a 60 años alegando que le entregara y la cediera. Al dirigirme a la parte delantera del bus veo que una mujer tiene a su mascota encima de la silla, un perro demasiado grande”, dijo el conductor.

“Le pedimos el favor que la bajara y ella dijo que no, que ella había pagado el pasaje por el perro, lo cual es algo absurdo”, agregó. 

Según el sistema, un animal de ese tamaño no puede viajar en TransMilenio sin llevar su correspondiente bozal.

Share Button

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *